Archivo de la categoría: La Renga

La Renga – Truenotierra (2006)

Puntaje del Disco: 8

Trueno:

  1. Alunizando Al Unísono: 7
  2. Sustancias Entre Las Plantas: 8
  3. Truenotierra7,5
  4. Anaximandro8
  5. Neuronas Abrazadas: 6

Tierra:

  1. El Monstruo Que Crece: 7
  2. Almohada de Piedra: 8,5
  3. Ruta 40: 7,5
  4. La Boca del Lobo: 6
  5. Montaña Roja: 8
  6. Palabras Estorbantes: 8,5
  7. Cualquier Historia9
  8. Mujer del Caleidoscopio: 7
  9. Llenado de Llorar: 7,5
  10. Oscuro Diamante9
  11. Entre la Niebla: 7
  12. Cuadrado Obviado: 8

Truenotierra (2006) no es un disco más de La Renga. Se trata de un álbum doble grabado en una quinta de Ezeiza donde la banda se recluyó en busca de un sonido “con mucho ambiente”, el primero Trueno es integramente instrumental con la loable intención de hacer algo distinto a lo que conocemos de la banda con zapadas voladas y experimentales. Cinco temas jugados y elaborados donde  La Renga no defrauda.

El otro disco Tierra es el más convencional y tradicional para el sonido de la banda, aunque conserva el espíritu experimental en algunos pasajes “Palabras Estorbantes”. El disco dos además cuenta con una gran cantidad hits potenciales como “Almohada de Piedra”, “Cualquier Historia” y “Oscuro Diamante” con implacables solos de guitarra de Chizzo a la altura de los mejores momentos de su carrera.

Un escalon por debajo encontramos otros momentos para resaltar como “Llenado de Llorar” un lindo tema acústico, prescindiendo de la batería de Tanque y el bajo de Tete, “Entre la Niebla” única canción que no es cantada por Chizzo, compuesta e interpretada por Manu Varela y “Ruta 40” un nuevohimno motoquero para los fanáticos de las tuercas.

“Este es un disco muy viajero, por las letras, sobre todo”,  decía Chizzo en una entrevista de aquel año. “Te va llevando por un viaje físico, natural, te muestra la ruta y el paisaje, pero también hay un viaje interno. El disco está cargado: habla del dolor pero también habla mucho de la vida y de buscar siempre una salida. El mismo disco tiene una ruta, que te lleva hacia algún lugar pero que no sabemos dónde queda.”

F.V.

Anuncios

La Renga – Detonador De Sueños (2003)

La Renga - Detonador De Sueños (2003)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. A Tu Lado: 7
  2. Detonador De Sueños: 7
  3. El Ojo Del Huracán: 7
  4. La Razón Que Te Demora: 8,5
  5. Dementes En El Espacio: 9
  6. Estado: 6,5
  7. Las Cosas Que Hace: 7,5
  8. Noche Vudú: 7
  9. En Los Brazos Del Sol: 7,5
  10. Míralos: 8,5
  11. El Rastro De La Conciencia: 7
  12. Hielasangre: 9

Luego de lo que significó La Esquina del Infinito (2000) para La Renga su siguiente paso debía estar a la altura de las circunstancias, la banda más convocante por entonce de Argentina se tomaría su tiempo para luego despacharse en Noviembre de 2003 con otro buen disco: Detonador De Sueños.

“Grabamos el disco en nuestro estudio, los tres juntos, sin auriculares. Eso le dio un sonido especial, más parecido a lo que es la banda en vivo. Muchos nos decían que era una locura, pero igual le dimos para adelante”, arrancaba contando Chizzo en una entrevista presentando el disco, y continuó, “Logramos algo inexplicable tocando con Tete y Tanque, que yo siempre digo que es como la vida que se registró en ese momento, algo que surge de la conexión entre los tres y que es más que la manera de tocar un instrumento. Todo eso está en el disco mucho más presente que otras veces.”

En cuanto al origen del título tendría lo siguiente para decir: “Tiene que ver con la época y es un poco un juego de palabras. En estos últimos años, el mundo pareció una detonación constante, y era como apostar a detonar sueños, a tener un sueño mejor del mundo, una cosa así.”

Si bien no cuenta con la grandeza y potencia de los mejores trabajos de La Renga, Detonador De Sueños, se encuentran algunos momentos de incipiente lucidez como “La Razón Que Te Demora”, “Dementes En El Espacio”, “Míralos” y “Hielasangre” (Esta ultima al finalizar luego de un lapso de silencio, comienza una pista oculta instrumental conocida como “Pasto Tomado”).

Aprovechando su momento de gran popularidad el álbum fue presentado en el enorme estadio cordobés Chateau Carreras el 8 de Noviembre dando puntapié inicial a la gira que terminaría recién en Enero de 2006, brindado multitudinarios shows como en 2004 en el estadio de River Plate ante más de 65.000 personas.

F.V.

La Renga – La Esquina del Infinito (2000)

La Renga - La Esquina del Infinito (2000)

Puntaje del Disco: 8,5

  1. La Vida, Las Mismas Calles: 8
  2. Motoralmaisangre: 8
  3. Al Que He Sangrado: 7
  4. Panic Show: 8,5
  5. El Cielo Del Desengaño: 7,5
  6. Arte Infernal: 8,5
  7. En El Baldío: 9
  8. En Pie: 8,5
  9. El Rey De La Triste Felicidad: 7
  10. Estalla: 9
  11. Hey, Hey, My, My: 8,5
  12. El Rockanroll No Morirá Jamás:

Desafiando las modas pasajeras y manteniendo siempre su esencia hard rock La Renga editaría su sexto álbum, La Esquina del Infinito (2000), orientado como siempre a su público fiel que parecía extenderse sin límites año tras año siendo junto a Los Piojos una de las bandas más populares de la Argentina en ese momento.

El título elegido surgió según su líder Chizzo sale de una frase del tema “La Vida, Las Mismas Calles”, y ampliaría: “Los títulos, por lo general, salen de una frase de un tema. Y buscamos, buscamos… Dimos millones de vueltas. Y La Esquina del Infinito parecía que representaba el disco en sí. Porque habla de la calle de una forma fabulesca, y esa es la esquina del infinito: el disco. Esta ahí. Resume lo que es el disco.”

El material incluye algunos temas clásicos de la banda y algunas otras curiosidades que vale la pena resaltar. El comienzo es medio desconcertante (para bien), “La Vida, Las Mismas Calles”, arranca con una intro medio jazzera para luego dar paso a lo heavy y termina siendo de los más potente de todo el listado de temas, “Panic Show” es un rocanroll pesado que cuenta la fábula de un león muy agresivo y sangriento, “Arte Infernal” es otro tema de los pesados que según Chizzo: “Habla de las minas (sic)”, otro de los temás recordados y que más sonó fue “En El Baldío” un rock crudo con su marca registrada, “En Pie” con la participación de Ricardo Mollo en guitarra suena distinto al resto del disco pero aún así es muy atractiva, “Estalla” es la más experimental, con sus distintos climas es otro de los puntos altos y para cerrar la acertada versión de “Hey, Hey, My, My” de la leyenda canadiense Neil Young. Sobre la elección de este cover Chizzo diría lo siguiente: “En una época donde el rocanrol está quedando medio de lado… A mi me gusta mucho Neil Young, y la letra esta muy buena. Hay una versión libre de El Tri, pero nosotros respetamos como era el tema en realidad. La letra se adapto al castellano, pero tiene el concepto. El estribillo “El rocanrol no morirá jamás” puede parecer frívolo, pero la letra tiene profundidad muy grossa.”

Con todos estos condimentos La Esquina del Infinito es uno de los hitos en la carrera de la banda de Mataderos que fue recibido con mucha aceptación y les posibilitó girar por todo el país. Fue presentado oficialmente los días 13 y 14 de octubre del 2000 en el estadio de Ferro, en la ciudad de Buenos Aires para luego embarcarse en una gira maratónica de casí un año que culminaría recién el 1 de Septiembre de 2001.

F.V.

 

La Renga – Insoportablemente Vivo (2001)

07_insoportablemente

Puntaje del Disco: 8

  1. Panic show: 8
  2. Motoralmaisangre: 7.5 
  3. Al que he sangrado: 7
  4. Bien alto: 7.5
  5. Cuándo vendrán: 7.5
  6. En el baldío: 8.5 
  7. El mambo de la botella: 7
  8. Blues cardíaco: 7
  9. El terco: 7.5
  10. En pie: 7
  11. El cielo del desengaño: 8
  12. Lo frágil de la locura: 7.5 
  13. Un tiempo fuera de casa:
  14. La vida, las mismas calles: 7.5
  15. El twist del pibe:
  16. El hombre de la estrella:
  17. Paja brava:
  18. Oportunidad oportuna: 8
  19. 2 + 2 = 3: 7.5
  20. Arte infernal: 7
  21. El Circo Romano: 7.5
  22. Cuando estés acá:
  23. Balada del diablo y la muerte: 10 
  24. El rey de la triste felicidad: 8
  25. El final es en donde partí: 7.5
  26. Me hice canción:
  27. Psilocybe mexicana:
  28. El revelde:
  29. Estalla: 7.5
  30. Hey hey, my my:
  31. Hablando de la libertad:

Hacia finales de la década del noventa La Renga contaba con una notoria cantidad de seguidores y su música había expandido el hard rock hacia ámbitos más diversos de la sociedad. Era normal escuchar los temas en radios de música popular o más ligadas al pop.

En agosto de 2000 el grupo oriundo del barrio porteño de Mataderos editó el disco La Esquina del Infinito, que contó con la producción de Ricardo Mollo y fue presentado en el estadio de Ferro y luego en diversos puntos del interior. Cada vez más gente se aferraba al grupo casi a modo de ritual; incluso las ventas acompañaron favorablemente y la Renga pedía a gritos más lugares donde tocar. Al año siguiente, en el estadio de Huracán, Chizzo y compañía hicieron vibrar a una multitud enloquecida que coreó a lo largo de más de una treintena de temas. El concierto quedó registrado en un disco que salió a la venta en septiembre de 2001 y en 2004 fue editado en DVD.

Al ritmo de una batería furiosa Chizzo daba la bienvenida a los rengueros con las primeras estrofas de Panic Show, para pasar luego a los acordes de armónica con Motoralmaisangre. La Renga comenzaba a tomar vuelo con una gran soltura y una vez después de “Cuando vendrán” (que incluye la frase que da nombre al álbum), llegaría “En el Baldío”, uno de los primeros hits del grupo. “El mambo de la botella” avisaba al público que su participación quedaría reflejada en un CD. Hasta “El cielo del desgaño” muchos de los temas de La Esquina del Infinito habían sido presentados, pero La Renga todavía contaba con un amplio repertorio para seguir rockeando.

Se destacan buenos temas como “El Hombre de la estrella” y la blusera “2+2=3”, pero uno de los puntos más importantes está acaparado por la dupla “Cuando este aca” y la legendaria “Balada del Diablo y la Muerte”. En el final “Hey Hey My My” acompañado de Pappo, en versión en castellano del clásico de Neil Young y “Hablando de la libertad” cierran este buen material en vivo de La Renga.

Piro

La Renga – La Renga (1998)

Puntaje del Disco: 7

  1. El Terco: 6.5
  2. Tripa y Corazón: 7
  3. Bien Alto: 6
  4. El Hombre de la Estrella: 6
  5. Vende Patria Clon: 7
  6. El Revelde: 7.5
  7. Me Hice Canción: 6.5
  8. Cuando Estés Acá: 8
  9. El Twist del Pibe: 7
  10. Reite: 7
  11. Ser Yo: 6

Despedazado por Mil Pedazos catapultó definitivamente a La Renga. Pasada la mitad de la década de los noventa, el grupo oriundo de Mataderos gozaba de una notoria repercusión en radios y diversos ambientes musicales. Las presentaciones en vivo se siguieron sucediendo y La Renga continuaba en su cosecha de más fanáticos.

En 1998 el grupo editó su quinto disco homónimo ya que en realidad salió a la venta sin nombre alguno. La estrella blanca con el fondo negro se convirtió entonces en el símbolo inconfundible para definir a este material.

Sin tener el despliegue del trabajo anterior, el disco cuenta con una serie de temas potentes a los que el grupo nos tienen acostumbrados. “El Terco”, “Tripa y Corazón” y “Bien Alto”, que dan inicio al material, sin ser una maravilla, mantienen el ritmo electrizante del grupo. Las cuestiones políticas también tienen participación como en “El Hombre de la Estrella”, dedicada al Che Guevara y “Vende Patria Clon”, que denuncia la venta indiscriminada de empresas nacionales a capitales extranjeros.

“El Revelde”, escrito mal intencionalmente como muestra de rebeldía, se convirtió en el corte de mayor difusión y que con un sonido menos rockero, sonó en casi todas las emisoras radiales. Por último “Cuando Estés Acá” es también otro gran clásico del grupo y uno de los más destacados de este buen material.

Piro

La Renga – Despedazado Por Mil Partes (1996)


Puntaje del Disco: 9

  1. Despedazado Por Mil Partes: 8.5
  2. A la Carga Mi Rocanrol: 8.5
  3. El Final Es Donde Partí: 9
  4. Balada del Diablo y la Muerte: 10
  5. Cuando Vendrán: 8
  6. Psilocybe Mexicana: 8
  7. Paja Brava: 7
  8. Lo Frágil de la Locura: 8
  9. Veneno: 9
  10. El Viento Que Todo Empuja: 7.5
  11. Hablando de la Libertad: 8.5

Con la edición de A Donde Me Lleva la Vida de 1993, La Renga había pasado de ser una banda que distribuía su producción por sus propios medios, a colmar en 1994 el Estadio Obras Sanitarias cuando el grupo fue telonero de Pedro El Ermitaño. Aquella fue sólo uno de los muchos conciertos que la banda liderada por Chizzo organizaba en distintos puntos de Buenos Aires y del conurbano provincial. Esa presentación en Obras, al año siguiente, fue lanzada como el primer disco en vivo del grupo; y a partir de allí todo cambió radicalmente. La popularidad fue en aumento y de a poco La Renga captaba más seguidores. Sin embargo, uno de los puntos de inflexión en la carrera de la banda se produjo en 1996 con el tercer disco de estudio: Despedazado Por Mil Partes.

El evidente desarrollo musical que la banda experimentó desde sus inicios se vio potenciado con la colaboración de Ricardo Mollo, líder de Divididos. La Renga encontró en este material, el tono perfecto que en los discos anteriores venía buscando. Buenos riffs combinados con adecuados arreglos y la voz del cantante en su apogeo, hacen de éste uno de los mejores discos del grupo. El primer tema, que da nombre al álbum, y “A la Carga Mi Rocanrol” despliegan ese vendaval de rock que La Renga mejor maneja. Incluso en temas de estilo totalmente diferente como “Psilocybe Mexicana” o esa aproximación al reggae con “El Viento Que Todo Empuja”, le dan un condimento especial al disco. Por otro lado, “El Final Es Donde Partí” es uno de los primeros clásicos, mientras que “Balada del Diablo y la Muerte” es, con ese aire pantanoso y lúgubre el tema por excelencia.”Veneno”, por su parte, también condensa mucha atención y se convirtió en otro tema muy popular.

El éxito de este disco le permitió a La Renga expandir sus horizontes rumbo a México y Estados Unidos al año siguiente y continuar llenando, como ya era costumbre, estadios repletos de fanáticos rengueros.

Piro

La Renga – A Donde Me Lleva la Vida (1993)

Puntaje del Disco: 7

  1. El Camino del Deshielo6.5
  2. Cortala y Olvidala7.5
  3. El Rito de los Corazones Sangrando7
  4. Blues Cardíaco7
  5. Pis y Caca6
  6. El Sátiro de la Mala Leche7.5
  7. El Mambo de la Botella7.5 
  8. Debbie El Fantasma6
  9. El Circo Romano7
  10. 2 + 2 = 36
  11. Triste Canción de Amor6.5

La popularidad que logró La Renga luego de la distribución con gran esfuerzo de cassettes de su primer material, “Esquivando Charcos”, fue en progresivo aumento. La voz de una nueva banda de hard rock sonaba con más fuerza y Chizo y compañía hacían del deleite de los seguidores. A pesar de haberse lanzado de manera independiente, “A Donde Me Lleva la Vida”, el segundo disco del grupo, necesitó la contratación de una discográfica que permitiese abarcar un rango mayor de influencia.

Con dos canciones más que el primer material, este disco mantiene el estilo duro y rockero que La Renga enfundó desde el principio y que continuaría por largo tiempo. Aquí también las guitarras son el principal instrumento y en ocasiones las trompetas acompañan con buena rítmica, como en “El Rito de los Corazones Sangrando”. Quizás sin el mismo impacto que su predecesor, en esta oportunidad, los temas suenan parecidos. El lenguaje vulgar es otra constante como puede apreciarse en el quinto tema. Aunque más allá de eso y de la tapa que puede causar ciertas suceptibilidades, las canciones no se desbordan y logran un entretenido disco de rock.

En puntaje podrá se igual que “Esquivando Charcos”, pero en el interior la idea es parecida. La electrizante “El Mambo de la Botella” y “Cortala y Olvidala” junto a la divertida “El Sátiro de la Mala Leche” son tres de las destacadas. El disco permitió seguir aumentando la cantidad de gente que se acercaba a los estadios a ver a La Renga.

Piro


La Renga – Esquivando Charcos (1991)

Puntaje del Disco: 7

  1. Somos los mismos de siempre: 7
  2. Moscas verdes, para el charlatán: 6
  3. Embrolos, fatos y paquetes: 6.5
  4. Luciendo mi saquito blusero: 6.5
  5. Voy a bailar a la nave del olvido: 8
  6. Buseca y vino tinto: 6.5
  7. El juicio del ganso: 7
  8. Negra es mi alma, negro es mi corazón: 6
  9. Blues de Bolivia: 7.5

En medio de los festejos de fin del año 1988, en el barrio porteño de Mataderos, el futuro hiperinflacionario 1989 vería nacer a una de las bandas más destacadas de la década de los noventa en la Argentina. La Renga se componía de Gustavo “Chizzo” Nápoli, Raúl “Locura” Dilelio, Jorge “Tanque” Iglesias y su hermano Gabriel “Tete”, quienes dieron sus primeros pasos en el underground de Buenos Aires con presentaciones en las que versionaban temas de Creedence, Vox Dei y Manal.

En 1991 la banda grabó su primer disco, “Esquivando Charcos”, o mejor dicho, su primer cassette, ya que fueron los mismos integrantes quienes se encargaron de distribuirlos entre su gente. Un total de mil copias fueron repartidas entre los afortunados seguidores que hoy cuentan con una verdadera reliquia entre los fanáticos “rengueros”. En 1998 la discográfica PolyGram reeditó el álbum para que cada vez más gente siga descubriendo los sonidos de Chizo y compañía.

“Esquivando Charcos” es un entretenido disco de rock de garage en el que a través de sólidas bases de guitarras y batería, queda plasmado el estilo bien callejero del grupo. Las letras expresan, con un lenguaje coloquial y sin vulgaridades, las vivencias de barrio de este grupo de amigos que sólo querían hacer buena música (“Somos los mismos de siempre”). Rescato los buenos riffs como en “Embolos, fatos y paquetes”, la voz del cantante que siendo muy joven, todavía no había desarrollado esa ronquera que lo caracterizaría más adelante.

Después de los primeros cuatro temas a puro rock casi bailable, el disco baja la intensidad con el temazo “Voy a bailar a la nave del olvido” que sonaría mejor aún en vivo en próximos discos. Seguido, “Buseca y vino tinto”, volviendo al ritmo de los temas anteriores, invita no sólo a rockear sino también a “morfar”.  Por último el disco cierra con “Blues de Bolivia”, el otro destacado, en el que tomando el estilo blusero, la letra incita a recorrer los terrenos del hermano país y si la ley no lo advierte, conseguir algunas dosis de cocaína y marihuana.

Piro