Archivo de la categoría: Orion’s Beethoven

Orion’s Beethoven – Tercer Milenio (1977)

Orion’s Beethoven - Tercer Milenio (1977)

Puntaje del Disco: 8

  1. Amistades desparejas: 8
  2. Ella y los colores: 8
  3. Niño del tercer milenio: 7
  4. Canción del lobo: 7,5
  5. Viaje (de siglos): 9
  6. Hermano Silencio: 8

Superángel sería un muy buen disco y muy original. Pero para su segundo álbum, el grupo incorporaría al cantante Petty Guelache y empezaría a mutar el estilo de la banda.

Así llegaría su segundo trabajo, Tercer Milenio, caracterizado porque Orion’s empieza a abocarse más al costado del Hard Rock (del tipo de grupos como Deep Purple), aprovechando la poderosa voz de Petty, pero alejándose de su costado más psicodélico.

Eso a mi modo de ver es un problema que repercute en el nivel del álbum, principalmente porque Orion’s es menos experimental y flashero. En lugar de seguir innovando prefirieron direccionar a un estilo más genérico y corriente de aquellos años.

De todas formas la banda rockea y de forma sólida. “Amistades desparejas”  es un arranque arrollador que nos da una buena impresión de lo que es Tercer Milenio; y lo mismo podrá decir del retumbante cierre con “Hermano Silencio”. Las canciones acústicas de aires épicos  “Ella y los colores” y “Viaje” son realmente muy buenas. Y nos demuestran que no abandonaron del todo lo progresivo como en “Niño del tercer milenio”. Por eso las canciones son en general largas. A veces innecesariamente largas. Pero no deja de ser un muy buen trabajo, aunque no mejor que Superángel.

Persy

Anuncios

Orion’s Beethoven – Superangel (1973)

Puntaje del Disco: 8,5

  1. Superangel: 10
  2. Retrato de Alguien: 8,5
  3. Hijo del Relámpago: 8,5
  4. Sinfonía Nº 8 en Si Menor: 8

Orion’s Beethoven debe ser uno de los grupos más infravalorados que nacieron a principios de los setenta en la Argentina. Los Orions (nombre que adoptarían más adelante) tenían un estilo único, experimental y extravagante que lo distinguía fácilmente de cualquier banda de su generación. Son una banda llega a sonar más psicodélica que progresiva, que toma muchas cosas del Pink Floyd de The Piper.

Superangel sería su álbum debut (el primero de dos). En él nos empapan un poco con su singular rock en solo cuatro temas, la mayoría largos, épicos, logrando resultados admirables.

La homónima “Superangel” abre el disco de forma impresionante. Es una suite de más de 17 minutos en la que logran una tremenda fusión de pasajes de psicodelia tormentosa (a lo Barrett), tramos acústicos, rockeros e incluso jazzeros. Una locura  realmente apabullante. Las siguientes, “Retrato de Alguien”, “Hijo del Relampago” y “Sinfonía Nº 8 en Si Menor” son aplastantes, penetrantes y llegan a sorprender, pero no atrapan tanto como “Superangel”.

Aunque su fuerte no son las interpretaciones vocales pero sí sus delirantes improvisaciones instrumentales, es un muy buen disco, especialmente recomendable para quienes busquen bandas “oscuras” progresivas de los primeros años del rock nacional.

Persy