Archivo de la categoría: V8

V8 – El Fin de los Inicuos (1986)

Puntaje del Disco: 8

  1. La Gran Ramera: 8
  2. Ciega Ambición: 8
  3. No Enloqueceré: 7,5
  4. El Vivo Sustento del Inquisidor: 9
  5. Antes que los Viejos Reyes: 7
  6. Salmo Nº 58: 7,5
  7. El Fin de los Inicuos: 8
  8. Trágico Siglo: 8,5
  9. Reina Ciega: 7,5

Para principios de 1986 V8 comienza a experimentar algunos cambios. Algunos comunes dentro de un grupo de rock como la incorporación de un nuevo baterista Adrián Cenci y otros atípicos como el vuelco de Beto Zamarbide y Miguel Roldan hacia la fe cristiana evangélica, dejando de lado las drogas y el alcohol. Actitud que quedaría evidenciada en algunos pasajes en su tercer y último material de estudio El Fin de los Inicuos.

Desde el comienzo de las grabaciones en los estudios Panda comenzaron a vivirse diferencias internas entre los integrantes de la banda que fueron desgastando la relación en especial con Ricardo Iorio, que por ejemplo había optado porque el disco se llamara El Vivo Sustento del Inquisidor y hasta se tomo el trabajo de realizar un dibujo para la tapa que finalmente seria desestimado por el resto para inclinarse por el que conocemos, con una pintura de Hieronymus Bosch (El Bosco) como arte de tapa. Otro foco de conflicto fue el tema “Voy a Enloquecer” compuesto por Ricardo pero renombrado como “No Enloqueceré” por Zamarbide adaptando su letra a fin de lograr una interpretación mas acorde a su propio sentir.

En cuanto a lo estrictamente musical quizás este sea un trabajo contradictorio se nota un crecimiento en cuanto al sonido de V8 pero es el que menor calidad de sonido tuvo especialmente por el magro presupuesto que ofreció la compañía discográfica para su grabación. Los fans metaleros denigraron en esa época el mensaje de predicación que la banda estaba tomando aunque con el correr de los años se transformo en un disco mas valorado de lo que fue en esos años. Siguiendo con la temática cristiana resulta interesante como se combinan con el metal temas como “Trágico Siglo” (Zamarbide) y “Salmo 58” (con música de Roldan y textos de La Biblia). De los temas de Iorio, que son el resto de las composiciones me quedo con “El Fin de los Inicuos” y “El Vivo Sustento del Inquisidor” verdaderos temas metaleros a los que V8 nos tenía acostumbrados.

1987 seria el año final del grupo, para ese entonces todos los ensayos terminaban con peleas, discusiones, polémicas básicamente entre Iorio y el resto. En Octubre de ese año su último concierto no estuvo acorde al legado y la importancia de V8 en la historia del metal nacional se llevo a cabo en “Taiwan” un pequeño lugar situado en el barrio porteño de San Telmo. Finalmente Iorio abandonaría V8 y pondría punto final a su historia para dar así nacimiento a otras bandas importantes como Hermética (Iorio), Logos (Zamarbide, Roldan y Cenci), Rata Blanca (Rowek se unió a Walter Giardino y compañía).

F.V.

Anuncios

V8 – Un Paso Mas en la Batalla (1985)

Puntaje del Disco: 8

  1. Deseando Destruir Y Matar: 8,5
  2. Siervos Del Mal: 8
  3. La Mano Maldita: 8
  4. Cautivos Del Sistema: 8,5
  5. Lanzado Al Mundo Hoy: 7.5
  6. Ideando La Fuga: 8
  7. Camino Al Sepulcro: 9
  8. Momento De Luchar: 7

Luego de la conmoción en el mundo del rock argentino causada por el primer trabajo de V8 Luchando por el Metal, las expectativas causadas por su segundo trabajo eran muy altas. Aunque para los integrantes del grupo la cosa no estaba tan clara como relataría años mas tarde el baterista Gustavo Rowek: “Era una época donde el músico dormía en todo, no se sabía nada. Teníamos un contrato leonino, un desconocimiento total. Pero si se hace un segundo disco es porque pega el primero”.

Así fue como a mediados de 1984 V8 ingresaría a los estudios Panda para la grabación de su segunda placa Un Paso Más en la Batalla. El disco tomo mas tiempo de lo esperado para su grabación y apareció recién en enero de 1985… ¿Por qué la demora? existen muchos motivos pero el principal era que los músicos estaban completamente enganchados con las drogas y en el caso de Civile el alcohol. Esto repercutió en el seno del grupo, dividido literalmente en cuatro bandos, cada uno persiguiendo sus propios intereses. Cuenta Rowek sobre el proceso de grabación: “Fue caótico, porque teníamos un presupuesto gigante el primer día de grabación nos enganchaban a Osvaldo y a mí dados vuelta atrás de un equipo, Beto también se había enroscado .. Llamaron a Umbral para pedir que sacaran a este hato de drogadictos del estudio y mandaron a un directivo, para controlarnos, pero éramos incontrolables”. Hasta el arte de tapa para Rowek formo parte del caos reinante en ese entonces en V8: “Distó años de Luz de lo planteado, que era un escudo de armas con nuestras cabezas y terminó siendo lo que llamamos el corazón metálico. Lo más cómico es que adentro tiene una foto en vivo en Obras, que si miras bien está al revés y quizás esa debió haber sido la tapa”.

Un Paso Más en la Batalla continuaría musicalmente con la misma senda que su disco debut el descontrol reinante en los estudios no se vuelca al disco como algo negativo, quizás estaban un poco falto de inspiración y tuvieron que grabar los temas varias veces por su estado, pero los resultados fueron bastante buenos.

El ultimo show de V8 con esta formación fue en un Pub en Lanus ante escasas 30 personas, pocos días mas tarde comenzaría el desmembramiento total que comenzaria con un viaje a Brasil de Zamarbide Y Rowek para presenciar el festival Rock in Rio. En Brasil surgen problemas irreconciliables entre los miembros de la banda (que había viajado por completo en ese entonces), por lo que Iorio y Zamarbide deciden regresar a la Argentina y seguir con V8 sin Rowek ni Civile.

Para rearmar a la banda Iorio y Zamarbide convocarían a los jóvenes Walter Giardino y Miguel Roldan y Gustavo Andino, los dos primeros en guitarras y el último en batería. Aunque poco después también terminarían abandonando el grupo por peleas internas. Problemas reiterados que atentaron con la continuidad de uno de los grupos fundacionales del metal argentino que merecía permanecer en la escena musical muchos años más, como explica el propio Zamarbide: “V8, tal vez sin saberlo fue un grupo de vanguardia y se tuvo que comer toda la incomprensión y su propia inexperiencia. Si la hubiéramos sabido hacer, quizás V8 todavía estaría en pié”.

F.V.

V8 – Luchando por el Metal (1983)

Puntaje del Disco: 9

  1. Destrucción: 9
  2. Parcas Sangrientas: 9
  3. Si Puedes Vencer al Temor: 9,5
  4. Ángeles de las Tinieblas: 7,5
  5. Tiempos Metálicos: 8,5
  6. Muy Cansado Estoy: 7,5
  7. Brigadas Metálicas: 9
  8. Torturador: 8,5
  9. Hiena de Metal: 8

Una de las bandas pioneras del Heavy Metal en Argentina en la década del ochenta y por ende mas innovadoras para la música que se venia escuchando en Sudamérica es V8.  Nacieron en Marzo de 1982 con el padrinazgo de Norberto Pappo Napolitano (líder de otra banda precursora del genero en Latinoamérica Riff) y consiguieron editar su disco debut Luchando por el Metal un años después en Marzo de 1983. Formados por Alberto Zamarbide en voces, Ricardo Iorio en bajo, Osvaldo Civile en guitarra, Gustavo Rowek en bateria y la participación del mismo Pappo en guitarras y voces.

Pero anteriormente a esto debutaron en los escenarios en el B.A.Rock de 1982, rodeados de grupos de hippies que los rechazaron de plano. El mismo Zamarbide relataría los hechos: “Al salir a tocar vieron que nos salíamos de contexto y comenzaron a hacer blanco con nosotros… volaban naranjas, cachos de pizza, botellas, de todo. Osvaldo rompió la viola y los chabones se salvaron de que no se las tirara por la cabeza. Se coparon muy mal, se pudrió todo, Iorio insultaba a los hippies. Y vino lo peor: durante los dos temas que emitían en directo por la radio yo me trencé con un hippie que estaba enfurecido. Traté de calmarlo, pero el tipo seguía. Hasta que me rayé y le dije: “¡Vení, hippie de mierda, subí acá que te reviento!”. ¡Y justo me acordé que estaba saliendo todo en directo por la radio! Se armó un quilombo, pero no nos importaba nada. Y varios se coparon a pesar de todo”. Esta muy graciosa anécdota marcaría de cuerpo entera la actitud anti hippie que se trasluce en varios pasajes de Luchando por el Metal como “Tiempos Metálicos” y “Brigadas Metálicas”. Otros hits que no pasan desapercibidos para comenzar bien arriba el álbum son “Destrucción”, “Si Puedes Vencer al Temor” y “Parcas Sangrientas”. Temas con estructuras similares pero no por eso poco interesantes con marcadas influencias de grupos emblemas del Metal como Black Sabbath, Ironmaiden y Judas Priest.

Para mostrarles el legado de V8 luego de tres discos y su posterior separación y la forma en que marcaron la historia del Heavy Metal en Argentina basta con recorrer la ulterior carrera de sus integrantes, Ricardo Lorio forma Hermética (y más adelante Almafuerte), Gustavo Rowek se une a Walter Giardino para formar Rata Blanca, Osvaldo Civile crea Horcas, mientras que Alberto Zamarbide, Miguel Roldán y Adrián Cenci (estos últimos incorporados mas adelante al grupo) le dan vida a Logos.

F.V.